sábado, octubre 31, 2015

PHIL COLLINS MAREA LA PERDIZ



Pocos días después de una intervención, digamos, definitiva, el otrora batería y respetado músico de Genesis, reveló que pronto podría abandonar ese estado de jubilación que él mismo divulgó a los cuatro vientos, anunciando un regreso, que en alguna de sus más que imposibles fases, según mi opinión, podría reunir, esto cogido por pinzas, a sus antiguos colegas de Genesis, incluido Peter Gabriel.
El último álbum de Phil, como vocalista en solitario fue Testify de 2002, aunque en 2010 publicó un álbum de versiones de Motown titulado Going Back. Poco después, un año exactamente, anunció oficialmente su retirada del negocio musical, aduciendo que quería pasar más tiempo con sus hijos según aseguró al medio Consequence of Sound.
Pero ahora en una nueva entrevista, esta vez concedida a Rolling Stone, Collins afirmó que “ya no estoy retirado… el caballo ha salido de su establo y con muchas ganas de cabalgar.”
También habló en dicha entrevista de su reciente operación, a consecuencia de una lesión producida en 2007, en la que se dislocó una vértebra del cuello cuando se encontraba en medio de una gira de reunión del grupo Genesis: “Me hicieron una resonancia magnética en la que se pudo ver que mi espalda y caderas sufrían una fuerte contractura. El doctor tuvo que entrar ahí y trabajar el nervio ciático, apartar mi espalda y descifrar todo aquel lío… afortunadamente, me dijo, ‘si quieres volver a tocar la batería, lo que tienes que hacer es empezar a practicar.”
El bueno de Collins, que ya estuvo hace un tiempo ensayando con el bajista Lelan Sklar y el batería Jason Bonham, también dice que cuando comience a salir de gira, textual, será en una gira corta, pero posiblemente por estadios de Australia o el Lejano Oriente. También le gustaría actuar en pequeños teatros, pero que como todavía todo es una idea no ha decidido cómo será.
El batería y cantante se ha construido un estudio de grabación en su casa y quiere comenzar a grabar el mes que viene. La gira se haría justo cuando se publicase ese álbum, pero todo depende de la respuesta que sus seguidores den a la campaña de reedición de su discografía en solitario: “Enseguida me siento halagado. Si la gente vuelve a descubrir el viejo material y muestra interés, sería de tontos no hacer nueva música.”
En cuanto a una posible reunión con Genesis dijo que adoraba a los chicos, pero “primero preferiría hacer esto. De momento… para ver cómo funciona la cosa… Pete no querrá cantar ‘Invisible touch’ o ‘I can’t dance’. Haríamos el material de The Lamb Lies down on Broadway. Además, no puedo tocar la batería así que no puedo hacer lo que hacía antes. Simplemente me conformo con los poco que posiblemente pueda hacer.”