jueves, marzo 05, 2015

EL NUEVO PROGRESIVO DEL FUTURO. NIGHTS! NIGHTS!: CLOUDED MIND, CLEAR AS DAY



NIGHTS! NIGHTS!: CLOUDED MIND, CLEAR AS DAY (2014, SHUNU RECORDS)

Procedencia: Suecia
Fecha de lanzamiento: 2014
Género: post-rock, rock experimental

Temas:
  1. Searching for Borealis 10:00
  2. Another subset lost 4:51
Músicos:
Jonas Hallén: guitarras
Martine Bäckius: guitarras
Malusi Sjörgren: bajo
Erik Larsson: batería

Un poco de historia para conocer a este maravilloso grupo sueco, de Gotemburgo concretamente, que se formó allá por 2012, en un frío otoño, cuando Hallén y Bäckius estudiaban en el instituto y querían explorar un nuevo rumbo dentro de la música. En aquel momento, Erik Larsson y Malusi, compañeros de clase y de proyecto escolar, unieron esfuerzos y fundaron el grupo que vio su primer tema en invierno de 2013, “Explosions”, un tema que ellos mismos produjeron y publicaron en distintos medios musicales de escucha en tiempo real (Spotify, Soundcloud y YouTube).
El verano de 2013 vio la composición de su debut, este EP que nos ocupa, con tan sólo dos temas, pero que no fue publicado, salvo su edición digital en Bandcamp, hasta que en 2014 se hizo cargo de ellos el sello sueco Shunu Records.
Con nueva formación, ya que entraron John Ericsson, batería, y Anton Berglund, bajo, el grupo afronta 2015 con la intención de publicar un larga duración que asiente las bases de aquel debut de post-rock melancólico y exquisito que marcó, con tan sólo 15 minutos totalmente recomendables de música, un talentoso sendero musical basado en muchos géneros e influencias, aunque prevaleciendo el sustrato de un post-rock, marcado por melodías llenas de paz, melancólicos desarrollos y recorridos totalmente instrumentales y, esto es importante, tocados con un sentimiento que nace del corazón.
El resultado es una música totalmente descriptiva y emocional que transporta al oyente a un mundo lleno de brumas, como no podía ser de otro modo proviniendo de la escena vikinga, con momentos dulces, casi hirientes, de sensibilidad y melancolía descarnada. Grandes guitarras y una sutil, pero imprescindible base rítmica, hacen de unos poderosos arreglos un producto exquisito y de gran calidad. Estaremos pendientes de la trayectoria posterior.