lunes, junio 16, 2014

ROBERT REED ANUNCIA SU ÁLBUM EN SOLITARIO TITULADO SANCTUARY



El multiinstrumentista, productor y compositor Rob Reed (Magenta), anuncia la publicación de su nuevo álbum en solitario, Sactuary, el próximo 21 de julio a través de Tigermoth Records. El álbum, producido, mezclado y desarrollado por el propio Rob, cuenta, como coproductor, con Tom Newman (productor del legendario Tubular Bells de Mike Oldfield de 1973, y Simon Heyworth, que también masterizó el álbum de Oldfield. El álbum, que cuenta, pues, con una estrecha conexión con el debut de Mike Oldfield, se publicará en tres formatos diferentes: Cd, vinilo y en sistema surround 5.1.
Pero la conexión no se queda solamente ahí, Rob se hizo músico y compositor a la precoz edad de siete años, tras descubrir el trabajo de Oldfield, del que aprendió a tocar todos los instrumentos que aparecían en al clásico disco. Sanctuary es fruto de una decisión que Rob tomó el año pasado de usar sus habilidades como instrumentista para crear un álbum al estilo de Tubular Bells: “En cuatro semanas de grabación el resultado fue una especie de bosquejo musical. Y, en verdad, ha sido el álbum más agradable y divertido que jamás he hecho. Quise tocar todos los instrumentos y que todos fueran reales, no sintetizados ni sampleados, sino que fueran verdaderos.”
Su determinación fue mantener su idea principal intacta y tocar todos los instrumentos él mismo, tal y como ha afirmado recientemente en una nota de prensa: “Tuve una confianza ciega en que podría tocar absolutamente todos ellos. Las guitarras son todas de mi propiedad, etc. Tenía mi propio estudio, pero tuve que alquilar los instrumentos de percusión más voluminosos, como los timbales y las campanas tubulares, así que el percusionista principal de la Orquesta Nacional de Gales apareció con un camión lleno de los más caros instrumentos de percusión posibles. Durante dos días, estuvo frunciendo el ceño mientras me iba familiarizando con la manera de tocar esos instrumentos… yo estaba como un niño en una tienda de caramelos. Mientras ‘luchaba’ con las percusiones, él seguía preguntándome si quería que él tocara los instrumentos, pero le respondía que no podía ya que entonces se rompería la promesa de hacer un álbum por mi cuenta. Todo se hace a mano por mí mismo, excepto los cantantes invitados.”
Reed era muy consciente de que estaba pisando una delgada línea y quería que Sanctuary no se convirtiera en una mera imitación de Tubular Bells: “He trabajado muy duro para hacer que las melodías valieran por sí mismas. Quería capturar la emoción que Mike Oldfield logró comunicar a través de su modo de tocar instrumentos reemplazando las letras. Yo, también he querido utilizar voces, pero no letras. Sólo vocales en palabras sin significado. Las Synergy Vocals, estaban acostumbradas a esto, después de haber trabajado con Philip Glass y Steve Reich.”
Para el cometido, Robert se aseguró que los productores de Tubular Bells, Tom Newman y Simon Heyworth, dieran su aprobación y se unieran a su proyecto: “Simon me dijo cuando lo escuchó, que había cerrado los ojos y había regresado a los Manor Studios de 1973 y me comentó que estaba muy bien ejecutado todo. A continuación contacté con Tom para pedirle algún consejo sobre la mezcla o la producción y se ofreció a ayudarme totalmente gratis. Además tuvo un montón de ideas sobre la estructura y los arreglos. Su perspicacia ha sido muy valiosa y siempre estaba allí cuando luchaba por terminar el álbum… todos los errores de sincronización y ajuste se dejaron tal cual… es todo real.”
El resultado, que ya se puede reservar, es una pieza instrumental, dividida en dos secciones, con sonido orquestal y una gran cantidad, aunque no excesiva, de instrumentos eléctricos que rinden tributo a una de las obras esenciales del progresivo de todos los tiempos: Tubular Bells. Además, Reed planea tocar el álbum en directo con un conjunto de doce músicos en un futuro próximo.