lunes, noviembre 25, 2013

EL NUEVO PROGRESIVO DEL FUTURO. DEAN MADONIA: FRANKENSTEIN, SHADOW TO SHADOW



DEAN MADONIA: FRANKENSTEIN, SHADOW TO SHADOW

País: Estados Unidos
Género: rock progresivo
Sello discográfico: autoeditado (Soft Monkey Music)
Fecha de publicación: 13 de septiembre de 2013

Temas:
CD1
  1. Pale student (spoken)
  2. The living Prof.
  3. Chimera
  4. What I relieve
  5. The spark of life
  6. Alive anew
  7. Frightful fiend (spoken)
  8. Running from the moon
  9. Trusted friendo
  10. He calls me
  11. When he plays his guitar
  12. Let me in Dean Madonia
  13. Wrong
  14. Alone
CD2
  1. Did I request thee? (spoken)
  2. You made me
  3. Letter from home
  4. Fool’s gold
  5. Back to meet my maker
  6. Shadow to shadow
  7. Wedding night
  8. The promise
  9. The sweetest part of me
  10. Murdering Elizabeth
  11. Into the white
  12. Spark redux
  13. Into the cold
  14. Falling into the sky
  15. The living proof, pr. 2
Formación:
Dean Madonia: voz, teclados, guitarras.
Val ‘The Count’ Lupescu: guitarras acústicas y eléctricas.
Travis ‘Mr. T’ Vance: bajo
Michael Walter: batería
Músicos colaboradores:
John Catchings: violoncello, viola
Tim Lorsch: violín
Bruce Bouton: pedal steel
Jeff Taylor: acordeón
Karen Keely: voz narrative

Dean Madonia publica un nuevo trabajo, quizá el más ambicioso, basado en la novela de Mary Shelley, Frankenstein o el Moderno Prometeo, desde una nueva perspectiva. En esta ocasión, Frankenstein todavía vive después de 200 años y relata su historia a un investigador genético que está a punto de desarrollar el primer humano clonado.
Efectivamente, estamos ante un disco conceptual al antiguo uso, con partes muy diferenciadas pero siguiendo un hilo narrativo conductor que crea un sólido argumento musical y lírico, con una música exquisita y de gran calidad sustentada por complejos arreglos y ejecuciones instrumentales y vocales, generando un artefacto casi teatral. En definitiva, este extraordinario trabajo de Dean es una ópera rock, puramente progresiva y sinfónica, llena de matices y esencias que recrean las posibilidades novelísticas desde un punto de vista totalmente musical.
Sería poco acertado por mi parte intentar definir una música de esta grandísima calidad comparándola con los homenajes a los que rinde pleitesía este genio norteamericano (desde Alan Parsons Project a ELP, pasando por Kansas, Styx, Pink Floyd o Genesis), puesto que el resultado final es un artefacto totalmente original y de gran inspiración y en ningún momento existe copia a los clásicos, sino una exquisita y emotiva rendición a un género progresivo pleno de posibilidades expositivas. Y en este aspecto, Dean se nos muestra como uno de los adalides de un rock exquisito, hecho con inteligencia y gran pasión, en el que el propio artista nos transmite sus inquietudes sociales e intelectuales a través de un medio que domina a la perfección: la música.
Una música caracterizada por elementos melódicos y dinámicos a partes iguales, con interludios, que preparan las exposiciones musicales que determinan estados anímicos y sensaciones, que sirven de guía para el propósito narrativo de este extraordinario disco conceptual integrado por enormes exposiciones sonoras que no son sino una excusa, bendita excusa, para plantear un rock progresivo de altísima calidad y grandísima emoción, no exenta de un alto grado técnico, sin el que no habría posibilidad del verdadero goce espiritual y musical que representa la audición de esta novela musical.
Sentimiento, mensaje, inteligencia y corazón son las directrices por las que transcurre a la perfección esta muestra progresiva, insisto, de enorme calidad, que nos presenta a un músico y a un grupo en su punto álgido de inspiración.
Su fluidez y el enorme sentimiento expuesto hacen de este disco uno de los inolvidables del género y uno de los clásicos del futuro del estilo progresivo, sin lugar a dudas. Estamos ante uno de los llamados a escribir con letras de oro su nombre en la extraordinaria Biblia progresiva de todos los tiempos. Uno de mis favoritos y, seguramente, uno de los vuestros después de escucharlo con detenimiento para desembocar en una de las mayores satisfacciones auditivas desde hace mucho tiempo. Recomendado por su honestidad y su empeño expresivo. Por su gran corazón y por su extraordinario sentimiento.

ESCÚCHALO EN PROGRSTREAMING