miércoles, noviembre 06, 2013

EL NUEVO PROGRESIVO DEL FUTURO. RAFART: THE HANDBOOK OF THE ACID RIDER



RAFART: THE HANDBOOK OF THE ACID RIDER

País: Chile
Género: rock progresivo instrumental
Sello discográfico: Mylodon Records
Fecha de publicación: 24 de junio de 2013

Temas:
  1. Axis Mundi
  2. Drum n’space
  3. Blauen
  4. Pepperoni atmosphere
  5. Chironex fleckeri
  6. Mozzarella
  7. Space rat
  8. Masacre
  9. Escombrock
  10. Sake & mote
  11. Alpha (tema extra)
Formación:
Francisco Rafart: Chapman Stick, teclados
Fernando Daza: guitarra
Pablo Martínez: batería
Rodrigo Morel: bajo

Exquisito trabajo del chileno Francisco Rafart en el que bucea por la música progresiva como pez por el agua. Estamos ante un gran trabajo instrumental lleno de profundo sabor en el que el instrumentista utiliza sabiamente su Chapman Stick para crear un entretejido de sensaciones y matices musicales de altísima calidad.
Un rock progresivo directo e inteligente en el que no faltan sabores de música tradicional ni ejercicios de música espacial que enaltecen el portentoso poderío de este gran instrumentista que, inteligentemente, va desarrollando unos temas emocionantes y sutilmente concebidos desde un gran trabajo en los arreglos. Pero Rafart no se duerme en los laureles y ante las consolidadas propuestas músicales que definen su trabajo, es capaz de trasportarnos a mundos gobernados por el jazz rock, incluso el jazz latino, para amalgamarlo con elementos, ya digo, espaciales en la generación de un sello de identidad particular y universal. Ritmos y estructuras móviles que no descansan en una melodía plana, sino que más bien se desarrollan a partir de complejos esquemas compositivos determinadamente perfectos.
La exposición es magistral y fluida notándose el amor del músico por lo que hace, en un ejercicio de honradez y honestidad impropias de consumados instrumentistas. Más bien, Francisco, se nos muestra humilde en su exposición, pese a lo elaborado de los temas, y con gran gusto en su selección de temas, totalmente emotivos y llenos de matices subyugantes. Estamos, sin duda, ante un genio, pero también ante un difusor de alimento para los sentidos, un artesano de la música, un músico con gran corazón.
Quizá estemos ante uno de los músicos progresivos más preparados del nuevo siglo, un músico capaz de trasmitir un mensaje optimista a través de su sofisticada música. Su gusto por los desarrollos melódicos se hace patente a lo largo de la escucha de todo el disco, un maravilloso ejercicio trasparente de música de calidad en la que no importan ni los estilos, ni la ejecución. Lo importante está en lo que se trasmite: alma. Y esto, no sólo la técnica, es lo que es verdaderamente importante para un comunicador, que es lo que es Francisco Rafart.
Sin duda uno de los mejores de este año.