martes, marzo 04, 2014

35 ANIVERSARIO DE BREAKFAST IN AMERICA



Este 2014 se cumplen 35 años de la publicación del disco de Supertramp, Breakfast in America, un exitoso álbum que logró permanecer durante seis semanas en el Billboard 200 americano y que se convertiría, a la postre, en el álbum más vendido del grupo.
"Siempre supe que iba a ser un gran álbum. Sabía que nuestra hora había llegado, y si no hubiera sido así, el gran hombre del cielo nos estaría gastando una broma. Tenía la sensación de que esto iba a suceder, por el mero hecho de que llevábamos mucho tiempo luchando por ello. [Roger Hodgson]"
Llegarían a venderse 18 millones de copias en todo el mundo, incluyendo cuatro en los Estados Unidos, donde son adorados en extremo.
“Con una mínima repercusión en los medios de comunicación, Supertramp se ha convertido silenciosamente en uno de los grupos más populares del mundo. Su música (auto-bautizada como “sophisto rock”) es una amalgama de sonoridades etéreas del “art rock”, con unos arreglos cuidadosos, generalmente con tempos medios, una batería potente, ráfagas de saxo muy rhythm and blues, golpes secos de piano eléctrico (“manos de martillo”, según lo llama Thompson) y algunos de los riffs de guitarra más tenaces del rock, ya sea con la voz más blues y nasal de Davies o con la más aflautada e ingenua de Roger Hodgson.”
El álbum es el sexto trabajo en estudio de Supertramp, cuyo nombre proviene del libro Autobiografía de un Supervagabundo de W. H. Davies (que no tiene nada que ver con Rick Davies), y se grabaría un año antes de su publicación en Village Recorder, Los Ángeles.
“Aquí [en América] se pensaban que éramos una especie de versión inglesa de las New York Dolls, porque ‘tramp’ significa algo distinto en Gran Bretaña y en Estados Unidos. En Gran Bretaña simplemente significa ‘vagabundo’, mientras que aquí parece implicar todo tipo de cosas respecto a malas mujeres y prostitutas.”
Las tensiones entre los dos líderes del grupo, Roger Hodgson y Rick Davies, comenzaron a manifestarse durante la grabación del disco y hubo distintas disputas por el título del álbum y la incorporación de alguno de sus temas.
“A Rick no le gustaba la canción ‘Breakfast in America’ y no la quería incluir en el álbum. Tampoco quería que el álbum se titulase Breakfast in America y creo que gané en ambos aspectos. [Roger Hodgson]”
“El misticismo de Hodgson y el cinismo de Davies se han mezclado en un rock romántico basado en los teclados, al estilo de Procol Harum. “Nos han dicho que somos como el yogur y los cereales”, dice Hodgson. “A mí me gusta la comida sana, y a él la comida basura. No nos comunicamos externamente, sino a nivel interior. Supertramp somos cinco personas, pero también hay un núcleo, que es la interacción entre Rick y yo. Roger es algo así como un personaje que vive en una nube y no sabe mucho sobre el mundo real”, dice Davies con indulgencia. “Pero hay una serie de cosas que a ambos nos gustan, como que no queremos convertirnos en una banda de tipos extravagantes o maleducados”.
En un principio Davies optó por llamarlo Working Title y Hello Stranger.
La portada corrió a cargo de Mikel Doud, quien incluyó a Kate Murtagh en el papel de Estatua de la Libertad portando un zumo de naranja en vez de la antorcha del monumento original. En el fondo se incluía una panorámica de Manhattan compuesta a base de distintos utensilios de cocina, entre las que figuraban cajas de cereales que formaban las Torres Gemelas, y un desayuno americano representando el Battery Park. La foto de la contraportada, con los miembros del grupo leyendo periódicos locales mientras desayunan, fue tomada en Bert’s Mad House.
"Todavía estamos en una burbuja", explica Roger, "y es difícil saber lo que la gente piensa de nosotros fuera de ella. Cuando tienes una vida rutinaria, no puedes verte a ti mismo como algo especial. No eres la gran superestrella que todo el mundo dice que eres. Y creo que llevamos demasiado tiempo en esto como para que el éxito vaya a cambiar algo. Sabíamos que algún día tenía que llegar. Ha llegado aquí, ha llegado en América y (sonríe ligeramente) ha desaparecido en Inglaterra."
Las giras del disco se continuaron, teniendo una aceptación masiva en los Estados Unidos, donde el grupo llevaba cinco trailers de material y 33 personas (“once habitaciones dobles y once individuales”), que acompañaban al grupo a cada ciudad.
“Su último álbum, Breakfast in America, y su single "The logical song", han alcanzado desde su publicación en marzo el número uno en las listas de Alemania, Suiza, Francia, Holanda, Noruega, Australia, Estados Unidos y Canadá. Y mientras otra estrella de A&M como Peter Frampton, que fue el ídolo del público de menos de 20 años, ha tenido que cancelar sus actuaciones en Montreal y Toronto por la pobre venta de entradas, Supertramp, que siempre ha sido un grupo muy popular en Canadá, se ha embarcado en una gira de diecisiete actuaciones en mitad del verano que ha pulverizado los registros de asistencia a espectáculos de rock en este país. Y seguirá así hasta que la gira termine en Vancouver el 11 de Agosto.”

FUENTES:
Roman  Kozak, “Un día en la vida de Supertramp”, Billboard, julio de 1979.
Martha Hume, “Recelando del éxito”, Winnipeg Free Press, agosto de 1979.
Pete Makowski, “Análisis del éxito de Supertramp”, Sounds, diciembre de 1975.
Jon Pareles, “La gira lógica y misteriosa de Supertramp”, Rolling Stone, julio de 1979.
Tony Stewart, “Anarquía, violencia, revolución: Supertramp”, New Musical Express, agosto de 1977.
Harry Doherty, “¿Existe la esquizofrenia en el cielo?”, Melody Maker, agosto de 1979.
Judith Timson, “Apartados de la fantasía del rock and roll”, MacLeans, agosto de 1979.
Wikipedia.