viernes, septiembre 13, 2013

JORDAN RUDESS TAMBIÉN HABLA DE MIKE MANGINI



En lo que parece una defensa a ultranza del batería de Dream Theater, Mike Mangini, y ante la publicación del nuevo trabajo de los progresivos norteamericanos, Jordan Rudess, su teclista, también ha salido en defensa del batería de la formación. En una reciente entrevista en el medio Au Review, el tecliststa habló también sobre diversos aspectos del nuevo trabajo, entre los que destacó que: “Como bien sabes siempre tenemos una fuerte idea conceptual de lo que queremos crear. En esta ocasión, queríamos básicamente hacer un álbum que quizá estuviera más enfocado a los temas, que fuera un poco más conciso. Te darás cuenta de que hay temas mucho más cortos de lo que es habitual en Dream Theater. Queríamos saber si podíamos desarrollar nuestro estilo sin limitarlo, con la misma integridad y virtuosismo, para que tuviera cierta definición. Dicho esto, también he de decir que hemos incluido un tema épico de 22 minutos en el disco para que fuera una especie de liberación y un viaje total al territorio progresivo.”
Preguntado por la participación de Mike Mangini y el estilo que desarrolla en la banda, Rudess, contesta que: “Fue muy interesante contar con Mangini en el proceso general del nuevo trabajo. Algo relevante es que es un hombre optimista y muy lleno de energía, por lo que su personalidad en el estudio, junto a nosotros, supuso una buena experiencia para todos. En cuanto al aspecto musical, Mike tiene una de las mentes rítmicas más increíbles de todos los músicos que he conocido. Así que fue capaz de cazar todos los elementos musicales que teníamos y componer alrededor de ellos. Tuvimos resultados realmente interesantes y fue fascinante para nosotros porque todo el mundo en Dream Theater tiene un buen sentido del ritmo, pero nunca antes en nuestra historia, habíamos experimentado  que alguien nos dijera, ‘Petrucci si tocas un compás de siete por diez y Jordan, si repites en cinco y toco esto, saldrá bien.’ Ya sabes, risas y esas cosas, porque es material muy condensado puramente conceptualizado por Mike. Supongo que ayudó mucho en el proceso de composición su manera de tocar la batería. Ya sabes, teniéndolo allí en el proceso de composición podíamos intentar cosas nuevas porque él es capaz de hacerlo con su instrumento. Eso nos lleva a componer de modo distinto.”
En cuanto a un día típico de grabación, el teclista afirma que: “vamos al estudio a la hora de comer. Maddi, nuestro jefe técnico nos recoge en el hotel, a los que estamos en él, hacemos una parada para un café y llegamos al estudio. Almorzamos, cogemos los instrumentos y comenzamos alrededor de la una o la una y media. Trabajamos hasta la hora de cenar y luego un poco más. Luego, cansados, nos vamos a dormir alrededor de las diez o las once de la noche. La verdad es que hemos trabajado duro, nos hemos centrado mucho en lo que hacíamos y cuando es el turno de grabar cada uno sus pistas, cada cual fija su horario. Por ejemplo, cuando yo hice mis pistas, llegaba un poco antes y trabajaba día y noche hasta que alguien decía basta. Todo el mundo es diferente en cuanto a su método y cada uno decidíamos cómo hacerlo, era como salir de una rutina. Pero cuando trabajamos juntos y componemos, generalmente nos vamos a dormir más tarde y comenzamos más tarde al día siguiente para que todo el mundo pueda hacer sus cosas por las mañanas antes de venir al estudio.”